lunes, 17 de septiembre de 2018

CHINA “limpieza” religiosa, cierran Iglesias y queman biblias


El gobierno de China está destruyendo cruces, cerrando iglesias y quemando biblias para forzar a los creyentes cristianos a firmar papeles en los que renuncian a su fe. Hay una ofensiva en aumento contra congregaciones religiosas en Pekín y otras provincias.

Esto se da en medio de un renacimiento religioso en el país, especialmente entre quienes profesan el cristianismo y el islam, dos religiones que en el país están asociadas a minorías étnicas o culturales que han tenido roces con las autoridades estatales.

El castigo a la libertad religiosa es parte de una campaña oficial para demandar lealtad al partido Comunista y remover cualquier reto potencial a su poder en el país.

Según algunos activistas, actualmente el gobierno chino está ejerciendo la más severa supresión del Cristianismo en el país desde que las libertades religiosas fueron consignadas en la constitución china de 1982. Estos activistas han registrado repetidamente fotografías de lo que parece ser pilas de biblias quemándose y formas declaratorias en las que los firmantes renuncian a su fe.

Con información de AP

jueves, 30 de agosto de 2018

TEXTO COMPLETO Proyecto de ley que prohibe la exhibición en edificios públicos de símbolos religiosos


1666-D-2013
El Senado y Cámara de Diputados...

Artículo 1.- La presente ley tiene como objeto reforzar la laicidad del estado.
Artículo 2.- A los efectos de la presente ley, se considerarán:
Edificios públicos: a todos los inmuebles de los Poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial de la Nación, del Ministerio Público de la Nación, los hospitales públicos, las cárceles y las escuelas;
Símbolos religiosos: cualquier emblema en cualquier soporte que represente una religión o creencia determinada;
Espacios confesionales: aquellas áreas destinadas a la práctica de una religión o creencia determinada.
Artículo 3.- Queda prohibida la exhibición en edificios públicos de símbolos religiosos.
Artículo 4.- Deberán removerse todos los símbolos o expresiones religiosas que estén expuestos en los edificios públicos.
Artículo 5.- Deberán adecuarse todos los espacios confesionales existentes en edificios públicos a espacios de reflexión laicos a los que puedan asistir ciudadanos de cualquier creencia.
Artículo 6.- Lo dispuesto en los artículos 4 y 5 deberá llevarse a cabo en el plazo de 60 días.
Artículo 7.- Invítese a las provincias y a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a adherir a la presente ley.
Artículo 8.- Comuníquese al Poder Ejecutivo Nacional.

FUNDAMENTOS
Señor presidente:




El estado argentino es un estado laico. Esta premisa surge de la lectura de la Constitución Nacional en armonía con los tratados internacionales de derechos humanos incorporados en la reforma de 1994. Bajo ningún punto de vista un estado laico es un estado que niegue o restrinja expresiones religiosas, pero es basado en este mismo respeto a la pluralidad que debe mantener su neutralidad, de modo de no establecer privilegios o perjuicios basados en la pertenencia a un grupo religioso o a la aceptación de determinada doctrina.
De acuerdo al artículo 2 de la Constitución Nacional el estado argentino sostiene el culto católico apostólico romano. Existieron y existen múltiples interpretaciones a este artículo pero de la lectura de los debates de la Convención Constituyente de 1853 y de la armonización de la carta magna con los tratados internacionales de derechos humanos con jerarquía constitucional, no queda más que concluir que se trata de una cláusula que refiere al sostenimiento económico de dicha religión mas no a la adopción del catolicismo con religión de estado.
A su vez, la laicidad del estado se refuerza en otras cláusulas constitucionales como por ejemplo la libertad religiosa y de conciencia o la eliminación en la reforma de 1994 de la obligación del presidente de profesar dicha religión para acceder al cargo y como fue anteriormente mencionado el reconocimiento de la libertad de conciencia como un derecho humano en una serie de tratados internacionales incorporados a la letra de la constitución.
Asimismo, encontramos jurisprudencia que va en esta línea. El juez Petracchi en un caso en que la Asociación por los Derechos Civiles había solicitado la remoción de la virgen de Luján del hall del Palacio de Tribunales, sostuvo:
"21) Que ciertamente la simbología de la entronización aparece muy clara. En efecto, en cuanto se ubica la imagen en un sitio relevante de la sede de un Poder del Estado que (aunque resulte tautológico) ejerce el "poder", aquél resulta institucionalmente comprometido con un culto con el que comulgan solo una parte de quienes lo integran y de los justiciables que a él recurren. El mentado compromiso institucional se acercaría peligrosamente a la adopción de una "religión de "Estado" - tesis expresamente descartada por los constituyentes (conf. supra) - porque revelaría una implícita, pero no por ello menos clara, adhesión a un credo, en detrimento de los otros.
"Los magistrados, funcionarios y empleados del Poder Judicial que no profesan credo alguno, o son fieles de religiones que no incluyen el culto mariano, no podrán menos que sentirse discriminados en cuanto no católicos y presionados por una imaginería que sentirían, por lo menos, como totalmente ajena. Más aún: casi inevitablemente algunos se sentirán tentados por la idea de camuflar sus creencias (o la ausencia de ellas), con tal de adecuarse a lo que sería percibida como la religión dominante.
"Esa entronización resulta incoherente con la amplia libertad que esta Corte ha reconocido a los magistrados y funcionarios, al momento de elegir fórmulas de juramento. Estas garantizan con tal amplitud el pluralismo filosófico y religioso de los que juran, que una de las fórmulas no incluye ni siquiera una referencia genérica a la divinidad: solo la "Patria" y el "honor" son mencionados (conf. Art. 17 del Reglamento ara la Justicia Nacional, ap. C).
"En cuanto a los justiciables que concurren a los tribunales, se pueden producir los ya señalados efectos de discriminación y presión sobre sus legítimas convicciones en la materia, con el consiguiente riesgo de que éstas se disimulen en lugar de expresarse libremente.
"En efecto, en algunos de los problemas que diariamente se discuten ante los juzgados, la Iglesia Católica ha tomado postura explícitamente, ¿Cómo evitar, de aceptarse la adhesión a uno de los símbolos capitales del credo católico, que quienes litigan ante aquellos se hagan a la idea de que sus asuntos serán resueltos en todos los casos a pie juntillas con lo que piensa la jerarquía de la Iglesia? Eso los hará sentir, de no pertenecer a aquella, como habitantes "de segunda", comparados con los que profesan la religión mayoritaria, al par que les inspirará fuertes dudas sobre la independencia de criterios de quienes les administran justicia.
"Es cierto que un juez de la Constitución es independiente de todo lo que no sea aquélla. Empero, aquí resulta aplicable el conocido adagio de que "no solo hay que serlo, sino parecerlo". Además, en la medida en que el Poder al que pertenece explicite adscripciones institucionales a un credo específico - aunque fuere el mayoritario - no podrá evitarse que los litigantes que no integran esa mayoría piensen, muy humanamente, que en esos temas revelar sus legítimas creencias ocasionará dificultades y que, en cambio, soslayarlas podrá procurarles, tal vez, cierto rédito.
"El apoyo estatal a un culto, en palabras de un juez de la corte norteamericana, envía un mensaje a los no adherentes a aquél: se les está diciendo que son "outsiders", miembros no plenos de la comunidad política, en tanto que los fieles del credo son "insiders", miembros favorecidos de la sociedad (456 U.S. 668, 668, in re: Lynch)
"22) Que todo lo expuesto evidencia que la entronización existente no se compadece con el reseñado alcance del art. 2º de la C.N., ni con las garantías constitucionales de igualdad y libertad de cultos (arts. 14 y 16 de la Ley Suprema), ni con las normas internacionales citadas en el considerando 19º.
"La conclusión precedente no ha de interpretarse como dependiente de una estrecha visión laicista que relega a lo puramente privado las creencias religiosas, vedando la exteriorización de pertenencia que el fiel de cada culto puede querer manifestar.
"Nada de eso. Aquí de lo que se trata es de no afiliar a un Poder del Estado - que es, por definición, de todos y para todos - a un culto determinado, por mayoritario que sea. La Nación argentina es lo que une, bajo sus símbolos, a todos sus habitantes, cualquiera que sean sus creencias o afectos. De allí el cuidado con que deben evitarse los signos, por respetables que sean, que puedan inducir a creer que lo que es de todos pueda tener dueños o titulares preferentes."
El principio de neutralidad del estado, cuando se trata de un estado laico como el nuestro, redunda en el respeto al principio de igualdad y no discriminación en relación con el derecho a la libertad de conciencia. En este sentido, establecer preferencias religiosas desde el estado implicaría un trato desigual en desmedro de parte de la ciudadanía.
Por último, la exteriorización desde el propio estado de un símbolo representativo de una única religión puede dar lugar a una consideración desigual por parte de quienes deben tomar decisiones en su representación de aquellos principios que deben regir sus funciones, confundiéndolos tal vez con los principios morales invocados por una figura religiosa específica. Es una obligación del estado para con sus ciudadanos la de mantenerse independiente de estos dogmas.
Por los motivos expuestos, consideramos imprescindible la remoción de símbolos religiosos de espacios públicos, así como de los espacios de reflexión representativos de un único culto. En consecuencia, les solicito a mis colegas que me acompañen en esta iniciativa.

ARGENTINA Crean Grupo Parlamentario de Amistad con el Vaticano (GPA)


Con la visita del representante pontificio del Vaticano ante Argentina, el nuncio apostólico León Kalenga Badikebele, quedó constituido hoy en la Cámara de Diputados de la Nación el Grupo Parlamentario de Amistad con la Santa Sede.

El grupo está presidido por el diputado Horacio Goicoechea (UCR-Cambiemos, Chaco); el diputado Eduardo De Pedro como vicepresidente (FPV, Buenos Aires), y el diputado Juan Mosqueda (Justicialista, Chaco) en el cargo de secretario primero.

El arzobispo Badikebele expresó: “Me impacta que haya un grupo de amistad con la Santa Sede, y más aún que esté compuesto por distintos partidos políticos; por eso estoy aquí, porque la sociedad espera que defendamos valores más que principios partidarios”. Y agregó: “Hay infinitos asuntos por discutir por el bien de todos los pueblos y ése es el espíritu de la amistad: el de trascender las fronteras”.

En cuanto al objetivo de trabajo del grupo, el nuncio definió: “Tenemos documentos como la encíclica papal 'Laudato si'’, que nos convocan al diálogo y al debate, a hacer una lectura de lo escrito y a pensar desde allí la situación de cada país.

Es ahí donde, tanto ustedes como nosotros, asumimos el rol intelectual de crear ideas para encontrar la solución a los conflictos que vive la sociedad de hoy”.

El diputado Goicoechea agradeció la visita del nuncio y expresó: “Es un honor presidir este grupo de amistad con un Estado dirigido por un compatriota, el Papa Francisco. Nosotros, desde el marco institucional del parlamento, como representantes de la voz del pueblo, asumimos la responsabilidad de ser un catalizador de la sociedad ante la Santa Sede”.

El arzobispo León Kalenga Badikebele, de nacionalidad congoleña, fue designado por el Papa Francisco el 17 de marzo de este año para cubrir la vacante creada por el traslado del anterior representante pontificio, monseñor Emil Paul Tscherrig, a la Nunciatura Apostólica de Italia.

LISTADO COMPLETO DE LOS DIPUTADOS MIEMBROS DEL GPA CON LA SANTA SEDE:
PRESIDENTE: Horacio Goicoechea (UCR Cambiemos, Chaco)
VICEPRESIDENTE: Eduardo Enrique De Pedro (Frente para la victoria, Buenos Aires)
SECRETARIO PRIMERO: Juan Mosqueda (Justicialista Argentina Federal, Chaco)
VOCALES: Beatriz Luisa Avila (Por la justicia social- Cambiemos, Tucumán); Antonio José Carambia (Pro Cambiemos, Santa Cruz); Jorge Enrique Lacoste (UCR-Cambiemos, Entre Ríos); Vanesa Siley (Frente para la victoria, Buenos Aires); Karina Alejandra Molina (Pro-Cambiemos, La Rioja); Silvia Patricia Frana (Frente para la victoria, Santa Fé).


martes, 28 de agosto de 2018

ARGENTINA Proyecto de ley para remover símbolos religiosos de espacios públicos


Los diputados nacionales Karina Banfi, Fernando Iglesias, Brenda Austin, Alejandro Echegaray y Facundo Suárez Lastra presentaron ante el Congreso un proyecto de ley que propone “la remoción de los símbolos e imágenes religiosas instaladas en espacios públicos o edificios pertenecientes al Estado Nacional”, y establece que desde la fecha de promulgación de la ley “queda prohibida toda exhibición de símbolos e imágenes religiosas ubicadas en aquellos espacios”.

Para remover estos símbolos religiosos, el proyecto otorga un plazo de 90 días desde la sanción de la ley. De todos modos, se fija una excepción: cuando se trate de imágenes que “formen parte del lenguaje arquitectónico”, no será obligación retirarlas.

“El propósito del proyecto es garantizar el efectivo cumplimiento de los principios de libertad religiosa y de conciencia, así como de garantizar el carácter laico de los poderes públicos en el territorio de la República Argentina”, explican los diputados que impulsan el proyecto de ley.

Sostienen que “la simbología religiosa no sólo no es representativa de la totalidad de la población, sino que a su vez no se condice con la laicidad del Estado Nacional. Argentina es un estado laico respetuoso de la diversidad cultural y religiosa como así también de la libertad de culto, del principio de igualdad y no discriminación en relación con el derecho a la libertad de conciencia”.


Fuente

jueves, 23 de agosto de 2018

ARGENTINA Gobierno negocia con Iglesia católica modelo de financiación


La Iglesia católica y el Gobierno nacional, comenzaron a negociar cambios en la forma en que el Estado sostiene económicamente a ese culto. Ello en línea con el plenario de Pilar, donde los Obispos debatieron la posibilidad de renunciar a algunos aportes estatales (asignaciones a los obispos).

En principio la reducción alcanzaría solamente a los $130.000.000, que se destinan al pago de asignaciones mensuales a los obispos, a los seminarios y parroquias de fronteras.

Pero entre las alternativas que se estudian, se encuentra la posibilidad de adoptar un modelo similar a los que rigen en algunos países europeos (caso España), donde se permite deducir del pago de impuestos una alícuota del 0,7% o del 0,8% para destinarla al financiamiento del culto que profesen. En algunos países, incluso, esos aportes pueden ser derivados a ONG o entidades de ayuda social.

El avance de las negociaciones se da en momentos en que varias organizaciones reclaman avanzar en una plena separación entre la Iglesia y el Estado.

Ambas partes formaron una comisión que desde mayo último analiza distintas alternativas para acordar una propuesta consensuada. Participan de ese equipo de trabajo miembros de la Jefatura de Gabinete y de la Secretaría de Culto, obispos y sacerdotes, además de abogados, contadores y técnicos.

Los aportes a la Iglesia se basan históricamente en el artículo 2 de la Constitución nacional, que establece que "el gobierno federal sostiene el culto católico apostólico romano". La Corte Suprema reiteradamente ha dicho que el término "sostenimiento" debe entenderse limitado al "sostenimiento económico" del culto católico, ello en el contexto de una posición en todo otro aspecto neutral del Estado frente a las religiones.

Debe destacarse que hay otras transferencias que el Estado (no solo el nacional, sino también provincias y municipios) hace a la Iglesia católica que resultan incalculables, y no entrarían en la discusión. Por ejemplo, los fondos para refaccionar sus edificios, subsidios para fines especificos, exenciones impositivas, etc.


lunes, 20 de agosto de 2018

BRASIL Más de 500 candidatos usan títulos religiosos en su campaña


Al menos 521 candidatos, para las próximas elecciones, utilizarán títulos religiosos en el nombre de la urna, de acuerdo con el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

El nombre de urna es una de las principales formas utilizadas por los candidatos para llegar al elector, siendo utilizado durante toda la campaña. Todos los candidatos deben indicar un nombre de una en la solicitud de registro.

Según el TSE, el nombre de una puede ser un "nombre, apellido, nombre, nombre abreviado, apodo o nombre por el que el candidato es más conocido" y debe tener un máximo de 30 caracteres. Además, no puede dejar duda sobre la identidad del candidato ni atentar contra el pudor, ser ridículo o irreverente.

El principal título religioso utilizado en las solicitudes de registro de 2018 es el de "pastor" o "pastora", en 313 casos, seguido por "hermana" o "hermano" (97) y "misionero" o "misionera" (40).


SUECIA Le negaron una entrevista de trabajo por no darle la mano a un varón y tuvieron que indemnizarla


Farah Alhajeh es sueca. Pero, antes -dice- "es musulmana". Hace un año, cuando tenía 23, fue a una entrevista de trabajo que, desde la óptica del entrevistador, arrancó mal. ¿El motivo? La mujer se negó a comenzar la charla con un apretón de manos. No fue falta de educación. Ella, según publicó la BBC, como se trataba de un hombre, hizo algo equivalente para su religión y apoyó su mano en el corazón.

La entrevista no pudo comenzar y la Justicia sueca ordenó que la empresa la indemnice por discriminación con 40,000 coronas (4.350 dólares). El entrevistador le aclaró que "con esos modales no podía entrar a la compañía" ya que el puesto, justamente, era para ser intérprete, por lo que iba a toparse con personas de otra religión constantemente.

Las mujeres musulmanas evitan el contacto físico con hombres que no sean de su familia inmediata. Sin embargo, los apretones de manos son tradicionales en Suecia y la legislación antidiscriminación de ese país hasta puede prohibir a las empresas y los organismos públicos tratar a las personas de manera diferente debido a su género. Pero eso no debe avasallar su religión.

La Defensoría del Pueblo de Suecia, que representó a Alhajeh, dijo que la sentencia había tenido en cuenta “los intereses del empleador, el derecho del individuo a la integridad física y la importancia del estado para mantener la protección de la libertad religiosa”.

El tribunal laboral de Suecia determinó que la empresa tenía justificación para exigir la igualdad de trato para ambos sexos, pero no para exigir que sea sólo un apretón de manos. La negativa de la chica a hacerlo está protegida -alegaron- por la Convención Europea de Derechos Humanos y la política de la compañía al exigir un saludo específico "es perjudicial para los musulmanes".

El tribunal también discrepó con la afirmación de la empresa de que el enfoque de saludo de Alhajeh causaría un problema para la comunicación efectiva como intérprete. La joven dijo después del juicio que es importante “no rendirse nunca cuando se está convencido de tener razón", incluso como miembro de un grupo minoritario.

”Creo en Dios, algo que es muy raro en Suecia... y debería poder hacer eso y ser aceptada siempre que no lastime a nadie”, dijo Farah. ”En mi país... no se puede tratar a mujeres y hombres de manera diferente. Lo respeto. Por eso no tengo ningún contacto físico con hombres o mujeres que no son de mi familia. Puedo vivir según las reglas de mi religión y al mismo tiempo, seguir las reglas del país en el que vivo“, agregó.

Fuente

viernes, 17 de agosto de 2018

ARGENTINA La gobernadora Vidal visitó al nuevo arzobispo de La Plata


El arzobispo de La Plata, monseñor Víctor Manuel Fernández, recibió en la curia platense a la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal.
La reunión tuvo lugar el miércoles 15 de agosto, oportunidad en que la mandataria provincial le devolvió la visita que le hizo el prelado platense tiempo atrás.

Durante el encuentro, que duró aproximadamente dos horas, según la Agencia Informativa Católica Argentina, conversaron sobre "el empleo en la provincia y el desarrollo de los sectores que más crean empleo".
También hablaron sobre distintas formas de cooperación en orden a afrontar problemáticas sociales de los sectores más pobres, prevención de adicciones y acceso a los servicios básicos.


jueves, 16 de agosto de 2018

VATICANO: “vergüenza y dolor” por abusos en Pensilvania


La Corte Suprema del estado de Pensilvania publicó un informe de un gran jurado que documenta 300 supuestos casos de "sacerdotes depredadores" sexuales en seis diócesis, tras investigar denuncias de abusos de menores. En el informe, el jurado criticó que todos los casos fueron dejados de lado por la jerarquía católica, "que prefirió proteger a los abusadores y a la institución, sobre todo".

A través de un comunicado, la sede católica condenó los delitos presentados en el reporte que habla de más de mil víctimas, aunque destaca que casi todos los casos son de antes de 2002.

El Vaticano reaccionó, casi 36 horas más tarde, al informe presentado en Pensilvania que detalla al menos mil casos de abusos sexuales contra niños y adolescentes, hombres y mujeres, cometidos por más de 300 sacerdotes. Greg Burke, portavoz del Vaticano, afirmó este jueves (16.08.2018) que la sede de la Iglesia católica siente "vergüenza y dolor” tras conocerse los detalles de la investigación.

"Los abusos descritos en el informe son criminales y moralmente reprobables. Estos hechos han traicionado la confianza y han robado a las víctimas su dignidad y su fe (...) Las víctimas deben saber que el papa está de su lado", señaló Burke. "La Iglesia debe aprender duras lecciones de su pasado y deberían asumir la responsabilidad tanto los abusadores como los que permitieron que ocurriera", añadió.

La nota oficial recalca que "la Santa Sede condena inequívocamente el abuso sexual de menores" y subraya que "aquellos que han sufrido son su prioridad y la Iglesia quiere escucharlos para erradicar este trágico horror que destruye la vida de los inocentes", prosigue. Agrega que Jorge Mario Bergoglio "comprende bien cuánto pueden sacudir la fe y el ánimo de los creyentes estos crímenes”.

EFE

lunes, 13 de agosto de 2018

Estudio revela que los nacionalismos perjudican la libertad religiosa


Una investigación del Pew Research Center revela que partidos y organizaciones nacionalistas jugaron un papel creciente en el acoso a las minorías religiosas
El nacionalismo hace daño a la fe y golpea indistintamente a las comunidades de las principales religiones del mundo. 5.100 millones de personas viven en países donde la libertad  religiosa es un sueño.

En general, las restricciones a la religión en todo el mundo siguen aumentando en 2016.
Esto marca el segundo año consecutivo de incrementos en el nivel general de las restricciones impuestas por gobiernos o por particulares (grupos e individuos) en los 198 países examinados.

¿Cuales son las restricciones? Se trata de un aumento de las restricciones que se elevó de 25% en 2015 a 28% en 2016, a través de leyes, políticas y acciones de funcionarios para limitar la fe y las prácticas religiosas.  Los países que tienen niveles altos o muy altos de hostilidad social siguen estables en 2016 con 27%.

“Al igual que las restricciones gubernamentales, las hostilidades sociales también alcanzan su punto máximo en 2012, sobre todo en la región del Medio Oriente y Norte de África, que todavía estaban sintiendo los efectos de los levantamientos de la Primavera Árabe de 2011”.

El estudio muestra que son más numerosas las áreas en las que el nivel de violencia y abusos relacionados con la religión aumentó en comparación con aquellos en los que se cayó. Egipto, Rusia, India, Indonesia y Turquía son los países donde se registran las situaciones más problemáticas. En cualquier caso, el alto nivel de restricciones religiosas se combina con una alta tasa de hostilidad social.

Asimismo en 2016, aumentaron los países donde es difícil profesar la propia religión. Musulmanes y cristianos son los grupos más vulnerables, considerando que son las dos comunidades más grandes del mundo. La restricción sigue siendo una práctica generalizada por parte de gobiernos y grupos sociales en todo el planeta.

En el mismo año, también aumentaron los países donde hubo episodios de violencia e intolerancia hacia las comunidades judías. Este dato iba en contra de la tendencia de 2015, cuando se redujo la violencia contra los Judios.

Los cristianos, siguen siendo el grupo religioso en el mundo que más sufre la mayor parte de la persecución, seguido por los musulmanes, Judios, sijs, zoroastrianos bahá’ís, y, finalmente, los budistas.

Debido a que algunos países, entre los cuales existen restricciones de la libertad religiosa y también se encuentran entre los más poblados, el Centro de Investigación Pew estima que poco más 5.100 millones de personas viven en países donde hay restricciones a la libertad religiosa y se presentan fenómenos de hostilidad social; y en ambos casos los resultados están relacionados generalmente con las minorías.